jueves. 30.05.2024

14/03/2022.- El consejero de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Guillermo Blanco, ha destacado hoy la labor altruista que realizan los voluntarios medioambientales que “dedican su tiempo y esfuerzo” a la retirada de residuos marinos en diferentes zonas de Cantabria con el objetivo de conservar el planeta y cuidar sus espacios naturales.

Así se ha expresado Blanco durante la jornada de limpieza de la ría de Requejada, en Polanco, que ha organizado el proyecto ‘Mares Circulares’, con la colaboración del Gobierno de Cantabria, a través de la empresa pública MARE y del Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA), con motivo del Día Internacional de Acción por los Ríos.

Una efeméride que se celebra con la intención de cuidar y proteger una de las principales fuentes de agua limpia en todo el planeta, así como crear conciencia en la población para el cuidado y protección de este valioso recurso natural imprescindible para la vida, como son los ríos.

En la jornada han participado 45 alumnos y tres profesores del IES La Granja de Heras y han logrado retirar un total de 335 kilogramos de residuos depositados de forma ilegal en este tramo de la cuenca baja del Saja-Besaya.

Tras felicitar a los participantes por el esfuerzo realizado en beneficio de la mejora de la calidad medioambiental de la región, Blanco ha señalado la necesidad de fomentar la concienciación medioambiental para poder dejar a las futuras generaciones un entorno natural “en mejores condiciones que las que tenemos en la actualidad”. “Cuidar de nuestras zonas naturales debe ser responsabilidad de todos” ha remarcado el consejero.

Asimismo, ha subrayado que en el caso de los espacios marinos es “fundamental” que se incremente la conciencia de recoger y reciclar todos los envases de plástico y otros residuos que se generan, ya que el fondo marino y los espacios fluviales son es un “elemento esencial” para la sostenibilidad del planeta que “debemos mantener limpio en todo momento”.

Además de agradecer a todos los voluntarios que participan en estas jornadas por su labor altruista y desinteresada, el consejero ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para que se anime a colaborar en este tipo de iniciativas porque “más allá de su labor social, permite a los participantes disfrutar y conocer de la naturaleza de la región”.

Igualmente, ha expresado el compromiso del Gobierno de Cantabria para impulsar este tipo de iniciativas que buscan recuperar espacios naturales y promover la sensibilización ciudadana mediante proyectos de concienciación ciudadana, además de la generación de estudios científicos para contribuir al desarrollo de la economía circular en la región cántabra.

De este modo, ha hecho referencia al Programa de Educación Ambiental y Voluntariado en Cantabria (Programa PROVOCA) que cada año moviliza a una gran cantidad de voluntarios en distintas actividades organizadas por el CIMA en varias zonas de la comunidad, entre otras actuaciones promovidas por el Ejecutivo regional.

En el acto también ha participado la responsable de comunicación de Coca-Cola para el Área Norte, Ane Epalza, quien ha hecho un balance positivo de esta primera jornada de limpieza y ha animado a la ciudadanía a participar en este tipo de actuaciones que “ayudan a concienciar” sobre la importancia del reciclaje.

Además, ha destacado la importancia de mantener una “colaboración estrecha” entre las instituciones públicas y privadas para cumplir con los objetivos de “concienciación y sensibilización en una jornada que se puede englobar en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030”.

En la actividad también han estado presentes miembros de la Corporación local de Polanco, el director del Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA), Agustín Ibáñez, y el director de la empresa pública MARE, José María Díaz.

Campaña Mares Circulares

El proyecto Mares Circulares, impulsado por Coca-Cola en colaboración con el Gobierno regional, surge con el fin de visibilizar el problema de la contaminación marina, así como sensibilizar y concienciar a la ciudadanía sobre la importancia de mantener limpios los espacios marinos y acuáticos.

Se trata de una iniciativa que lleva varios años desarrollándose en Cantabria mediante la limpieza de residuos en las playas y entornos fluviales. También realizan una serie de acciones de educación, sensibilización ambiental, investigación científica y fomento de la economía circular.

En el ejercicio de este año se van a poner en marcha ocho jornadas de limpieza de residuos en distintas playas y espacios fluviales de la región. Además, por primera vez, se sumará a la campaña un puerto pesquero, el de Santoña, donde 16 pesqueros y más de 50 pescadores extraerán las basuras marinas de difícil acceso, principalmente del fondo marino y flotantes.

Además de la limpieza de hoy en la ría de Requejada, en Polanco, se realizarán jornadas de limpieza en el Parque El Camarao, en el río Saja, en Reocín (27 de abril); la playa de Trengandín, en Noja (12 de mayo); la playa fluvial La Riberuca, en Suances (8 de junio); la playa de Oyambre, en Valdáliga (6 de octubre); la playa de Berria, en Santoña (8 de octubre); la playa de Luaña, en Alfoz de Lloredo (pendiente de fijar fecha), y la playa de Los Locos, en Suances (pendiente de fijar fecha).

En cada una de las limpiezas participan varios voluntarios y el apoyo de la Consejería consiste en la colaboración del CIMA en la organización de la actividad y de MARE, poniendo a disposición de la actividad un punto limpio destinado a la recogida de todos los residuos eliminados por los voluntarios en los arenales o espacios fluviales.

 

VOLUNTARIOS RECOGEN 335 KILOS DE RESIDUOS DE LA RÍA DE REQUEJADA